top of page

Crisis en la pareja



A lo largo de las etapas que viven las parejas, se presentan crisis que van acorde a su ciclo vital. Lo que nos lleva a cuestionarnos los retos que se presentan en cada una de ellas. Las crisis de pareja son normales, es algo que ocurre en muchas parejas y lo importante es salir de ese estado de estancamiento donde se percibe la relación como un obstáculo para nuestra felicidad.


Una crisis de pareja suele ocurrir cuando existen conflictos sin resolver o ansiedad y ninguno de los dos se siente preparado o con la fuerza necesaria para solucionarlo. Con el tiempo, si no existe comunicación o una solución, la pareja se va distanciando y puede llegar a la separación. La mayoría de las parejas experimentan varias crisis a lo largo de su relación y surge como demanda para que se de una transformación en el comportamiento que llevará al crecimiento mutuo.


Sin embargo, una crisis no tiene porque ser negativa. Es cierto que por una parte puede generar angustia, pero, por otra parte, también representa una oportunidad. Cuando la pareja tiene una crisis suele vivir momentos de confusión, ya que las estrategias que tenían hasta el momento han dejado de ser eficaces. No obstante, con el paso del tiempo, pueden surgir nuevos comportamientos, hábitos y capacidades que permiten lograr un nuevo equilibrio, quizá mucho mas satisfactorio que el anterior, ya que a lo largo del camino ambos miembros maduran y aprenden a conocerse mejor.

Por ello, las crisis pueden percibirse como un momento de incertidumbre y ansiedad, pero también como una oportunidad para identificar y desarrollar herramientas que fortalezcan la relación.


¿Cómo saber si paso por una crisis de pareja?

Una crisis normalmente no se instaura de manera repentina en la pareja, sino que es un proceso que va dejando tras de sí una serie de huellas. Cuando detectes algunos de las siguientes características, puede ser momento para acudir a un terapeuta que nos oriente:

  • Sientes que ya no tienes nada en común con tu pareja, has perdido el gusto por hacer cosas juntos.

  • Uno de los dos o ambos se han abandonado en cuanto al cuidado de su cuerpo y hábitos.

  • Cuando surge una discusión, normalmente termina pronto porque ninguno quiere entrar en el debate o las discusiones son demasiado constantes e intensas.

  • Ya no hay relaciones sexuales, el deseo prácticamente ha desaparecido y con él la intimidad.

  • Una parte pone continuamente a prueba a la otra, generando una situación marcada por la tensión y el agobio.

  • Las diferencias aparecen continuamente a lo largo de la relación y se convierten en un obstáculo para tomar decisiones que sean satisfactorias para ambos.

  • Experimentas una sensación de incomodidad permanente ante todo lo que hace o dice tu pareja, pues comienzas a centrarte exclusivamente en sus defectos.

  • Una de las dos personas realiza continuamente críticas destructivas, ya sea con la intención de herir al otro o por el simple hecho de criticar.

  • Se instaura un estilo de comunicación sarcástico o despreciativo, el cual indica que los miembros de la pareja han dejado de valorar las características positivas del otro.

  • Adoptas una actitud defensiva ante los comportamientos de tu pareja, esperando que llegue un ataque en cualquier momento.


¿Como surge una crisis de pareja?

Cuando dos personas empiezan una relación pasan por una fase de enamoramiento en la cual predominan una serie de expectativas idealizadas. Es como si ambos vivieran en un mundo de ensueño donde todo es perfecto y maravilloso.

Sin embargo, con el paso del tiempo, la convivencia se encarga de hacer que la imagen idealizada de la pareja de paso a la realidad. Los problemas del día a día hacen que cada miembro adopte una postura más crítica para con el otro y que descubran sus “defectos”. En este punto no es extraño que surjan pequeñas tensiones o incluso conflictos en toda regla, que cada pareja debe aprender a resolver si desea continuar adelante. De hecho, casi todas las parejas tienen ciertas áreas conflictivas, que son como campos minados listos para explotar en cualquier momento, pues abren viejas heridas o ponen de relieve los desencuentros.


La terapia como solución

Si las dos personas están de acuerdo en querer hacer algo por superar la crisis estaríamos hablando de una terapia de pareja, encaminada a mejorar la relación. Un espacio de encuentro en el que ambas personas pueden expresar sus inquietudes y sentimientos, comprometiéndose para encontrar una solución que sea satisfactoria para ambos. En estos casos, el psicólogo actúa como un mediador que abrirá los canales de comunicación y les ayudará a encontrar diferentes alternativas para mejorar su relación.

Si las dudas de pareja son algo que se busca clarificar de forma íntima y el objetivo es tomar una decisión acertada, la intervención será individual. En este caso se trabajarán con técnicas en las que la persona podrá ser consciente de sus emociones, pensamientos y su forma de actuar en relación a los demás. Ante el autoconocimiento, la persona podrá interactuar con su pareja de manera confortable y con una comunicación que favorezca en la expresión de necesidades, deseos y cambios propios.

Referencia:

  1. Tabuenca, E. (2020, 31 julio). Crisis de pareja: síntomas y soluciones. psicologia-online.com. https://www.psicologia-online.com/crisis-de-pareja-sintomas-y-soluciones-3696.html

  2. Castro, S. (2020, 24 julio). Crisis de pareja: síntomas y pautas para superarla. Instituto Europeo de Psicología Positiva. https://www.iepp.es/crisis-pareja-sintomas-soluciones/

34 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Σχόλια


bottom of page